No es pais para madres

10 cosas a tener en cuenta antes de quedarte embarazada

| 4 Comments

la foto (2)

Estos son los datos y la información que he ido recopilando en mi búsqueda por internet desde que decidimos tener un segundo hijo. Con el primero hice lo mismo y, la verdad, me fue muy bien. Ahora no iba a ser menos.

Recordad que yo no soy ninguna experta en el tema y solo os expongo lo que voy viendo y me parece interesante. Lo mejor es consultar con tu médico cualquier duda o cuestión que necesitéis.

1- Hacerte un chequeo médico. De esta manera podrás descartar cualquier problema que pudieras tener antes de quedarte embarazada. Hazte una analítica para descartar alguna deficiencia nutricional, patología, alguna infección de orina o similares. Yo soy propensa a la cistitis y a la candidiasis vaginal y, una vez esté embarazada, es más complicado tratársela por lo que he decidido pegarme un tratamiento de choque para asegurarme que estoy “limpita” antes de que me inseminen.

2- Visitar al dentista. Yo no lo hice y no me hizo falta pero, por lo visto, cuando estás embarazada aumenta el riesgo de sufrir alguna alteración bucodental y es una jodienda, porque muchos de los medicamentos no son compatibles con el embarazo.

3- Tomar ácido fólico al menos 1 meses antes del “proyecto bebé” (mejor si son tres). Los estudios demuestran que si una mujer comienza a tomar ácido fólico por lo menos un mes antes de quedar embarazada, reduce entre el 50 y el 70 por ciento el riesgo de tener un bebé con espina bífida (espina dorsal abierta) u otros defectos del tubo neural que se desarrollan poco tiempo después de la concepción. Si llevas una dieta equilibrada y saludable no haría falta pero, por si acaso, no está de más intentar reforzarla con un complemento. Yo tomo Natalben precoceptivo que no está mal de precio: unos 8 euros, 30 pastillas/1 vez día. Alimentos que contienen ácido fólico: zumo de naranja o vegetales de hoja ancha.

4- Dejar cuanto antes hábitos poco saludables. Como la comida basura, falta de ejercicio, tabaco u/o alcohol. Intentar llevar una vida más tranquila, el estrés no es nuestra aliada para quedarnos embarazadas. Son pequeños detalles que nos ayudarán a sentirnos mejor y llevar un embarazo más adecuado. Tanto si tenemos bajo peso o es el caso contrario, intentar llegar a nuestro peso ideal, que no es necesariamente el que te marca la báscula. Según ella yo debería pensar casi 65 kilos. En este punto es muy bueno el chequeo médico, si la analítica, etc, está bien, pues a relajarse. Tu peso ideal es en el que estás sana y te veas bien, en ese orden y sin excluir ninguno de ambos puntos.

5- Si tienes claro que quieres tener un bebé, yo iría al grano. Esto es muy personal y puede que no estéis de acuerdo pero, cuanto antes mejor. Me quedé embarazada de Diego muy pronto y quiero lo mismo. Quizás no sea así esta vez pero por nosotros que no quede. Me he comprado unos test de ovulación en Amazon bastante bien de precios. Hay pack incluso de test de ovulación y embarazo. La marca es de One Step. He cogido siempre aquellos que tuvieran buena puntuación porque sino no me suelo fiar la verdad. Tiempo antes, comienzo a estar más pendiente de mi cuerpo, del tipo de flujo, dolores u otro síntomas que me indiquen en que fase del ciclo me encuentro. Tengo reglas de 31 a 33 días y, la verdad, siempre sé cuando estoy ovulando, a mi cuerpo le falta plantarme un cartel luminoso para advertírmelo. Aún así, he querido asegurarme con los test de ovulación, a ver que tal. Conoce tu cuerpo

6- No obsesionarnos. “Consejos vendo pero para mi no tengo”. Aquí soy una hipócrita con vosotras, lo reconozco. Cuando quiero algo tiene que ser YA. No hay un solo día desde que decidimos esto en el que no mire por internet algo relacionado con el embarazo. He calculado mis días fértiles una y otra vez, me lo sé de memoria. Pero si que es cierto que nuestra vida sexual no se está limitando a ello. Con Diego fue genial porque nos relajamos y pudimos disfrutar de ella sin rodeos, sin pensar en nada más. La semana más fértil no paramos, eso sí, pero que no nos limitamos a ella, sino se hace muy artificial el tema y no es bueno. Muchas me contáis que una buena técnica es hacerlo un día si y otro no. Yo os cuento como lo vamos a hacer: DUDO QUE ME PUEDA SENTAR DURANTE UNA TEMPORADA. No digo más.

7- Yo me hice una lista en su día y ahora también, de cosas que hay que cambiar o reordenar en la casa para meter a otro ser vivo en ella. Planifiqué, más o menos todo para que cuando viera el positivo en el test no me dieran ganas de tirarme por la ventana. Esto es de cajón pero no viene mal recordarlo. También intentar hacer todo lo que haga falta y que requiera mucho esfuerzo, como mudanzas, obras, pintar o demás, antes de estar muy embarazada. Tenemos que procurar mantenernos tranquilas por nuestra salud tanto física como mental cuando estamos tan avanzadas.

8- Lista de gastos y, en nuestro caso, lista de tareas a encargarse cada uno. Con un segundo hijo la logística se complica aún más. Mi Hombre y yo nos sentamos y, aunque lego cambien las cosas, nos prometimos que cada uno se responsabilizaría de unas cosas y otro de otras. Yo he hecho un excel con nuestros gastos y la previsión de los mismos. Es increíble, pero viendo casi a diario la lista consigues mentalizarte y darte cuenta de que las “pequeñas fugas de dinero” son las que hacen que llegues a final de mes tiritando. Ahora soy más consciente de ello y me lo pienso dos veces antes de comprarle esa sudadera con orejitas tan mona que vi en Zara y que, por supuesto, no necesita. Él tendrá que encargarse, al principio, más de Diego y de las comidas, etc. Así por lo menos no habrá conflicto de intereses y todo queda hablado, aunque luego diste mucho de la realidad caótica que nos envolverá con dos hijos en casa. Pero bueno.

9- Haz también una lista de las cosas que te gustaría hacer antes de quedarte embarazada o antes de tener al bebé. Parece una gilipollez pero yo, desde luego, la voy a hacer. Hacerme la fotodepilación, ir a ese lugar que me gusta tanto con Mi Hombre los dos solos, terminar todas las temporadas de mi serie favorita, quedar con tus amigos más a menudo, sacarte el carnet de coche, yo que sé. Algunas que no tenéis hijos pensaréis: “joder, que no es un tsunami”. Jajajaja, SI LO ES!!!

10- Llena tu mochila. Las que me seguís sabréis todas mis idas y venidas durante y después de mi embarazo. Ahora estoy en el mismo punto que antes de tener a Diego, estoy en el mundo de la piruleta. Lleno mi mochila de ilusiones para poder sacarlas cuando hagan falta. Llegará un momento que deje de llenarse y necesitarás que esté bien repleta para cuando necesites coger ánimos de donde no los haya. Hacía tiempo que no sentía este tipo de intimidad y de unión con mi pareja, y es precioso. Nos hemos vuelto a encontrar para un proyecto y consolidar nuestra familia. Vendrán tiempos malos pero quiero recordar estos para volver a encontrarme y recordar por qué me metí en todo esto. Disfrutar del proceso, de la ilusión.

Post relacionados

4 Comments

  1. Lo que más me intriga, es saber de dónde sacas tiempo para escribir los post, cuidar de Diego y trabajar.
    Ya sé que es cuestión de organizarse. Pero las dos sabemos que en la práctica no es así…

    • Jajaja, no me esperaba este comentario. Pues me encantaría decirte que soy una mujer que llega a todo y que todo lo hago bien pero no es así. Tengo un montón de post en mente que requieren más trabajo y nunca veo el momento de hacerlos. Estos los hago del tirón y en huecos mientras trabajo. No hay secretos…

      Lo que si me doy cuenta es que ahora es cuando estoy encontrando más tiempo “libre”. Diego es más mayor y tengo la casa adaptada a él y las habitaciones que no lo estás las cierro. Se entretiene mucho solo y puedo ir haciendo las cosas. Cuando tenga otro bebé ya será otra historia.

      No te agobies!! No existen las superwoman y yo tengo la suerte de tener mil manos que me ayudan.

  2. ¿Te imaginas que vengan gemelos? :)

    • El otro día fui al gine y me dijo que tenía los ovarios super congestionados, que era propensa a tener partos múltiples. Yo ya lo sabía porque mi madre es melliza y tengo muchos primos y tíos que también lo son…

      Estoy acojina

Deja un comentario

Required fields are marked *.